Cursos y oportunidades para ocupados


La formación es una oportunidad y como tal hay que invertir en ella. Porque cuando se está en la corriente de la oferta y la demanda se puede tener la sensación de estar solo, y lo que es peor, de que no hay opciones para posicionarse con el negocio que se ha ideado, o con el que se lucha y se ha soñado. Se puede llegar a sentir que será devorado en cualquier momento. Entonces solo hay un camino: aprender más. Por eso, invertir en cursos es una oportunidad, porque si hay algo que se puede encontrar son conocimientos, caminos, opciones; pero hay que saber dónde buscarlas y de quién. Los cursos de especialización para ocupados ofrecen salidas porque con la propia experiencia más aquello que se aprende más el esfuerzo y el trabajo se avanza, se nada mejor, se sale a flote, se llega al espacio exterior.

Cuando se crea una empresa propia con lo que apasiona, ¿dónde aprender lo que no se sabe? Administración, informática, marketing, prevención de riesgos laborales, diseño y planificación estratégica… La lista puede ser interminable. Todo aquel que se sumerge en el mundo empresarial comprende que no se trata de falta de ganas sino de necesidad de formación. Porque de lo propio se sabe pero de aquello que hace que un negocio se mantenga a flote muchas veces no se poseen las herramientas necesarias. También hay que tener en cuenta que cada año surgen nuevos medios para alcanzar mejores resultados; mucho más en este sistema económico en permanente cambio y evolución. Así es que, tanto si se es autónomo o freelance, como si se posee contrato laboral, como si se está desempleado, es necesario ponerse al día y no como un reciclaje sino como una auténtica oportunidad de convertirse en un valor indispensable. Ya sea con la empresa propia o ya sea como parte de una, existen un gran número de cursos para ocupados gratuitos con los que aspirar a diseñar y asegurar el lanzamiento de un negocio, también para la especialización en el puesto de trabajo o de los servicios que se ofrecen como empleado, asegurando así el puesto que se posee.

Además, gracias a la realización de estos cursos, se puede acreditar la experiencia en las áreas laborales en las que se haya trabajo y de las que no se posea titulación con los certificados de profesionalidad. De hecho, el Servicio Canario de Empleo los define como el instrumento de acreditación oficial de las cualificaciones profesionales del Catálogo Nacional de Cualificaciones Profesionales, en el ámbito de la Administración laboral. Uno de los caminos para obtener esta certificación es la realización de un curso homologado con cuyo diploma se presenta la solicitud para obtenerlo.

A continuación ofrecemos las áreas y los cursos para ampliar conocimientos que son más conveniente para tener al día si se posee un negocio propio, o se desea crear, o si se quiere reforzar la presencia en la empresa en la que se está contratado:

Comercialización y servicios

Para conocer las necesidades de los clientes la primera regla es escuchar. También es necesario realizar el asesoramiento adecuado de los productos desde los canales que utilizan habitualmente el público potencial al que se dirigen los servicios que ofrece una empresa. La formación en estas áreas permite ofrecer servicios de calidad y cualificación para la comunicación que ayuden a la fidelización. Además, obtener habilidades para comprenderlo es indispensable para tratar con el público que se interesa en los servicios.

Administración, finanzas y cursos de idiomas

Realizar la gestión contable de una empresa es vital para el buen funcionamiento de ésta, así como para su supervivencia. De ella depende, además, el acceso a financiación pública y privada, a subvenciones para el sector o la presentación de documentos en diferentes organismos y administraciones públicas. Se trata de un área en permanente cambio por la modificación y actualización de la legislación, así como en los procesos internos de administración de las entidades con las que se colabora o se asocia la propia organización. Son la espina dorsal sobre la que se levanta un negocio de éxito. Igualmente, dado que el entorno económico ahora más que nunca se desarrolla en mercados internacionales, es necesario que los idiomas se conviertan igualmente en parte de la estructura sobre la que se apoyan los servicios.

Nuevas tecnologías

El manejo de las herramientas que están al alcance de los usuarios para fortalecer las tareas de gestión, administración y servicios de una empresa se ha convertido en uno de los valores más apreciados en los currículo de los empleados. Esto es así hasta el punto de que las propias empresas invierten en la actualización de los conocimientos de sus trabajadores con la formación continua  y los profesionales autónomos o freelances necesitan apoyarse en ellos para realizar diariamente su trabajo. Gracias a ellas, además, se pueden promocionar los servicios en internet, realizándolas con soportes gráficos y contenidos adecuados de los productos.

Diseño y cursos para la planificación estratégica

Es importante conocer y manejar de forma eficiente las herramientas que favorecen la adecuada proyección de las finanzas de las empresas desde el nacimiento  hasta su calificación positiva. Y es que esto es lo que las ayudará a evolucionar y destacar positivamente en el mercado.

Prevención de riesgos laborales

Se trata de una de las áreas más destacadas de la empresa a la hora de cumplir con la normativa legal impuesta por las instituciones públicas. Por ello, invertir en la prevención de riesgos laborales es invertir en la facturación directa de la entidad, ya que de ella depende la seguridad de los empleados. Además, es muy importante para aspirar a ser beneficiarios de subvenciones y apoyo gubernamental.

Si te ha gustado este artículo, suscríbete (¡Es gratis! ;))

¿Te ha gustado? ¡Sé sociable y compártelo! 😉
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Deja un comentario