Formación para empleados antes de que finalice 2016


En el mes de septiembre los trabajadores de empresas de todo el territorio nacional están realizando unos 58.147 cursos gracias a la ayuda de las subvenciones y bonificaciones a la formación. La cantidad económica de los mismos, con las 271.794 empresas que ya están haciendo uso de su crédito de formación, asciende 680 millones de euros en España. Las empresas que coticen con sus trabajadores a la Seguridad Social, si no hacen uso de los créditos que les corresponden en octubre, noviembre y diciembre de 2016 perderán la oportunidad ya que los puntos no son acumulables de un ejercicio a otro.
Aula de formación
Las empresas españolas todavía pueden acogerse a la denominada Formación Programada para las empresas, antes Formación Bonificada o de Demanda, en el último trimestre de 2016. Así que las empresas que aún no han invertido en la mejora y actualización de las capacidades de sus empleados, aún están a tiempo de hacerlo. La ley para ello se modificó en 2015, con lo que en el 2016 hay nuevas condiciones. A continuación se pueden consultar los principales cuestiones de cara a consumir antes de finales de diciembre estos créditos y así poder acogerse a los beneficios:

¿Qué es formación bonificada?

Se trata de la formación para empleados que ofrecen las empresas. Todas las entidades que cotizan a la Seguridad Social tienen derecho a una cantidad que se puede invertir en el reciclaje y ampliación de los conocimientos de sus trabajadores, lo cual mejora notablemente la competitividad en un sector en continuo crecimiento. La única condición es acabar con éxito los cursos. También es importante saber que si no se hace uso a lo largo del año siguiente de estos créditos el dinero no se acumula, los créditos se pierden.

¿Quién puede realizar cursos de formación bonificada?

Todas las empresas pueden realizar la formación, dan igual su tamaño o sector de actividad ya que los cursos se hacen efectivos a través de bonificaciones en las cotizaciones por formación que pagan a la Seguridad Social. Con estas bonificaciones las entidades reúnen una serie de puntos que se convierten en créditos con los que se realizan los cursos. Los créditos deben ser invertidos en el año siguiente o se pierden porque no son acumulables de un ejercicio a otro.
Grupo de trabajadores

 ¿Quién gestiona la formación bonificada?

Se trata de un sistema basado en la cofinanciación a través del pago que las empresas realizan a la Seguridad Social, por el que reciben unos créditos para invertir en el año siguiente, que se completa con financiación de la propia empresa, excepto las empresas de menos de 5 trabajadores.
Así, en función de lo ingresado por la cotización de los trabajadores en plantilla de un año permite la formación durante el ejercicio siguiente de los mismos. Las grandes empresas llegan a recibir el 50% del total, las pymes hasta el 100%. La cantidad debe ser consultada en los Presupuestos Generales de cada ejercicio porque la cofinanciación puede realizarse a través de una aportación económica. También se pueden traducir las horas en coste salarial del tiempo que invierte el trabajador dentro de jornada laboral en formarse.

¿Cómo se accede a la formación subvencionada?

La formación subvencionada se realiza a través de programas sectoriales y transversales que desde este año pueden ser gestionados a través de agentes sociales y centros privados acreditados.  Se accede a ellos por el sistema de concurrencia competitiva.

¿A quién está dirigida?

Está dirigida a trabajadores por cuenta ajena, incluidos los fijos-discontinuos en periodos de no ocupación, aquellos que pasen al desempleo una vez iniciada la acción formativa, y los afectados por expedientes de regulación de empleo en periodos de suspensión.

¿La formación programada se puede hacer a distancia?

Además de presencial, la formación programa se puede realizar también mediante teleformación y de forma mixta, mediante la combinación de las anteriores. Este año 2016 ha desaparecido la formación a distancia.

¿Quién controla la Formación Programada?

Las entidades que impartan los cursos deberán estar acreditadas en caso de certificados de profesionalidad, o inscritas en caso de impartir cualquiera de las especialidades incluidas en el Catálogo de Especialidades Formativas.
La Inspección de Trabajo y Seguridad Social constituirá una Unidad Especial de Inspección para el Control de la Formación Profesional para el Empleo. Además, existen instrumentos de transparencia: la Cuenta de Formación, el Catálogo de Especialidades Formativas y el Registro Estatal de Entidades de Formación.
Equipo deportivo de rugby

 ¿Cuáles son las áreas más demandadas en 2016?

Las empresas tienen cada vez más en cuenta que sacar a los trabajadores de su zona de confort es un factor clave para aumentar su competitividad, ya que la economía está en constante evolución y eso requiere también del reciclaje de todos los empleados de forma periódica. Así, las habilidades de liderazgo, así como la prevención de riesgos laborales y la formación de idiomas son las áreas más demandadas para la formación en las empresas.

Si te ha gustado este artículo, suscríbete (¡Es gratis! ;))

¿Te ha gustado? ¡Sé sociable y compártelo! 😉
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Deja un comentario