Ventajas de incorporar alumnos en prácticas en empresas


Las prácticas en empresas, además de ser beneficiosas para alumnos y organizaciones, no solo permiten adquirir experiencia sino que ofrecen formación sobre cómo trabajar; lo cuál es muy útil para diferenciar el currículo de aquellos que al haberlas realizado reúnen entre sus aptitudes su capacidad de trabajar en equipo. Los contactos, los trucos del mercado y el conocimiento del sector son valores que se tienen en cuenta a la hora de realizar las entrevistas.

Alumno en prácticas en empresas

La formación continua es casi un requisito para todos en la sociedad del siglo XXI y las prácticas en empresas son una buena forma de poner a prueba todo aquello que se aprende en los nuevos sectores hacia los que se quiere enfocar la carrera profesional. Reorientar y redirigir los conocimientos hacia áreas que nos ofrecen una mayor realización personal o meter la cabeza en el mundo laboral para afrontar luego la búsqueda de empleo es el camino por el que habitualmente llegan los estudiantes en prácticas a una empresa. Y las empresas necesitan personal cualificado y ejercitado en problemas reales, así como ideas frescas y nuevas e, incluso, su buena imagen se eleva como resultado de realizar la selección de personal tras este periodo de pruebas. Con ellas se eleva pues no solo la calidad de sus servicios, sino también su imagen de entidad que crece y que busca talentos en las nuevas generaciones.

¿A quienes beneficia la realización de prácticas en empresas?

Las prácticas en empresas benefician tanto a los trabajadores como a las organizaciones que los incorporan y son aquellas que se realizan por profesionales que entrarán a formar parte de ese sector ya que no solo adquieren conocimientos útiles, sino que se convierten en activos que pueden continuar con el ciclo de la formación poniendo a prueba los límites de lo que han aprendido en el mercado real.  Así es que la persona que realiza estas prácticas, y gracias a ellas, adquiere conocimientos del ámbito empresarial, del funcionamiento interno de una organización, de los plazos y encuentros… Por lo que el currículo de un aspirante que las posea es mejor valorado que uno que no lo tenga. Y es que no solo adquiere experiencia, adquiere formación sobre cómo trabajar.

El esfuerzo por parte del estudiante para acceder al mercado profesional se ve minimizado en tanto que gracias a las prácticas profesionales recibe compensación económica, adquiere competencias en ámbitos prácticos y en sectores que no adquiriía ni con la mejor formación y, sobre todo, existe la posibilidad de ser contratado al adquirir también los hábitos de las personas productivas.

Vista de personas en la ciudad

Así es que las prácticas profesionales ponen a prueba al trabajador que hace solo unos meses era estudiante y a la empresa, que requiere un servicio de calidad a cambio del compromiso de ofrecer aprendizaje y experiencia a quien entra a formar parte de su plantilla de forma temporal. Para realizarlas se puede ir directamente a solicitarlas a las empresas que sean del interés del aspirante o se puede contactar con las oficinas que las gestionan en las distintas universidades o centros de formación y que tienen una programación específica para los desempleados sin coste económico alguno.

Porque también realizar prácticas en empresas es una inversión, aquel que las solicite debe tener en cuenta que aparte de todos los beneficios mencionados, y una vez que este período concluye, se lleva siempre los conocimientos adquiridos pero lo que es más importante, las personas que se han conocido y con las que se han estrechado lazos laborales y de amistad. Así es que si el networking no es una razón única para realizarlas sí es una gran razón, sobre todo si se tiene en cuenta que la confianza es la clave para que unas buenas relaciones profesionales den impulso a los objetivos laborales. Y no hay mejor momento para que la confianza crezca y se fortalezca como desde una empresa en la que la respuesta del trabajador está a la altura.

Si tienes una empresa y has leído este artículo, quizás te hayamos convencido de la importancia que tiene para los alumnos incorporarlos en la realización de prácticas, además de las ventajas que supone para las empresas.

Si deseas ofrecer una oportunidad a alumnos para que realicen las prácticas en tu empresa, ponte en contacto con nosotros, buscamos empresas que deseen incorporar alumnos en prácticas, en el siguiente enlace puedes ver toda la información y los cursos que tienen vinculadas prácticas en empresas: Programa de alumnos en prácticas 2015 – esetec

Si te ha gustado este artículo, suscríbete (¡Es gratis! ;))

¿Te ha gustado? ¡Sé sociable y compártelo! 😉
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Deja un comentario